jueves, 2 de abril de 2009

Jóvenes son las principales víctimas de la inseguridad

22.12.08 - ARGENTINA
Adital -
Desde el 10 de diciembre de este año, la Red Nacional de Medios Alternativos (RNMA) viene realizando la campaña "Los chicos y chicas no somos peligrosos, estamos en peligro", una forma de decir no a la reducción de la edad de imputabilidad penal a 14 años de edad. En un documento, la RNMA expone las verdaderas causas de inseguridad y de vulnerabilidad socioeconómica de niños y adolescentes.

Entre los datos disponibles del informe, uno llama la atención. Según la Coordinadora contra la Represión Policial e Institucional, durante el mandato presidencial de Néstor Kirchner (2003-2007) y el primer año de la actual presidente Cristina Fernández, 1.062 personas fueron asesinadas por las fuerzas de seguridad estatales. De las 2.557 víctimas fatales del "gatillo fácil" y de las cárceles, entre 1983 y noviembre de este año, la mitad corresponde a jóvenes del sexo masculino de 15 a 25 años; cerca del 32% tenían 21 años o menos.
El informe también destaca la pobreza y la desnutrición como causa de la inseguridad. La estimación es que la mortalidad infantil de la población más pobre es tres veces mayor que la de la población más rica. Los hijos de madres desnutridas acostumbran nacer con bajo peso, afectando todo su desarrollo posterior. La desnutrición debilita los sistemas inmunológicos, acarreando un mayor número de enfermedades.

Números del Unicef y de la Secretaría de Derechos Humanos revelan que cerca de 20 mil niños y adolescentes argentinos están privados de su libertad. De los cuales, el 87,1% está internado por situaciones de riesgo y solamente el 12,1% por causas penales. El informe señala además que la pobreza y la indigencia llevan a algún tipo de discapacidad. Más de 200 mil niños y adolescentes con discapacidades no tienen el Certificado de Discapacidad, impidiéndoles tener acceso a la cobertura integral de servicios sanitarios y sociales.

El informe indica además que 6,3 millones de menores de 18 años son pobres, de los cuales 3,1 millones pasan hambre. Seis de cada diez niños viven en la pobreza e indigencia; cuatro de cada diez pasan hambre. En relación con la salud, 6,3 millones de niños y adolescentes no cuentan con un servicio social o un plan médico; 25 recién nacidos mueren diariamente.

En la educación, la situación también es problemática. Casi dos millones de menores de 18 años no frecuentan o nunca frecuentaron un establecimiento educativo. El nivel de deserción escolar es del 63%. El 10% de los niños y adolescentes tienen atrasos en el desarrollo educativo por falta de alimentación en los primeros años de vida. Además, 1,8 millones de menores de 18 años con discapacidad, aunque hayan frecuentado la escuela alguna vez, están excluidos del sistema educativo.

El informe alerta sobre las condiciones de esos jóvenes en el mercado de trabajo. Dos millones no estudian ni trabajan. El 70% de la juventud se encuentra desempleada o en condiciones de precariedad en el lugar de trabajo. Cuatro de cada diez desocupados tienen menos de 24 años; ocho de cada diez jóvenes que trabajan están en situación de flexibilización laboral, con jornadas que pueden extenderse hasta 14 horas por día.

Traducción: Daniel Barrantes - barrantes.daniel@gmail.com

1 comentario:

sonia sin gluten dijo...

One girl dies from chronic malnutrition "was celia"


cOne girl dies from chronic malnutrition "was celia"


A girl of 8 years died from "chronic malnutrition" in Silver As confirmed by sources from the Ministry of Health of the Province, a girl of 8 years died Wednesday at Children's Hospital of the City of The silver box due to malnutrition.